El viaje a la luna para el 2024, podría postergarse debido al atraso en la confección de los trajes espaciales

El viaje a la luna para el 2024, podría postergarse debido al atraso en la confección de los trajes espaciales

En el año 2019, Jim Bridenstine, en aquel entonces administrador de la NASA, anunció que públicamente una información que se venía manejando: la vuelta de hombre y la llegada de la primera mujer a la luna en el 2024, a través de una misión denominada «Artemisa». Sin embargo el tan esperado acontecimiento, aparentemente, no será factible para 2024, debido a inconvenientes logisticos relacionados con la confección de los trajes espaciales.

Según un informe de la Inspección General de la Nasa, la agencia espacial estadounidense no volverá a enviar humanas a la Luna para el 2024. El retraso se atribuye al impedimento de confección de los trajes, también conocidos «Unidades de Movilidad para Exploración Extravehicular». Escacez de financiación, impacto de la crisis sanitaria y desafíos técnicos relacionados con problemas de hardware, son los motivos del inconveniente en la creación de los trajes.

Hasta la fecha, la NASA ya ha destinado más 1.000 millones de dólares en el desarrollo y ensamblaje de los trajes, sin embargo, siempre según el informe de la Inspección General de la agencia estadounidense, las confecciones, cuyos diseños estarán integrados por casi media docena de componentes diferentes y arropados de 16 capas, no estarían listas hasta abril del 2025.

“Dados estos retrasos en el desarrollo de trajes espaciales, un aterrizaje lunar a finales de 2024 como la NASA planea actualmente no es factible (…) La incapacidad de la NASA para completar el desarrollo de xEMU para un alunizaje en la Luna 2024 no es de ninguna manera el único factor que afecta la viabilidad del calendario actual de regreso a la Luna”, indicaron desde la dirección.

A través de un tuit, el magnate empresario Elon Musk, fundador de SpaceX, empresa que participará en la misión Artemis luego que ganara la licitación para fabricar los cohetes que llevará a la tripulación a la luna, indicó que su empresa «no tendría problemas» para la confección de los trajes y se haría cargo en caso de que sea necesario. La confección de los trajes lleva un retraso de 20 meses en la entrega del diseño, la verificación y las pruebas de trajes para astronautas, tanto para la Estación Espacial Internacional como para las futuras misiones lunares.

El Parlante