La desintegración de Galileo

La desintegración de Galileo

En un día como hoy pero de 2003*, la sonda Galileo que había estado estudiando júpiter por casi 8 años, se precipitó en la atmósfera del planeta gaseoso desintegrándose por efecto del calor y las grandes presiones en su interior.

Esta medida fue tomada para evitar que la NASA eventualmente pierda el control de la sonda, que a la larga podría impactar contra la luna Europa, la misma que posee un elevado potencial para albergar la vida, de esa manera se evitaba que accidentalmente la Galileo pudiera contaminar a esa fascinante luna de júpiter.

Representación de la llegada de la misión Galileo a Júpiter. NASA

*Nota del Editor: Esta misión fue puesta en marcha el 18 de octubre de 1989 y tenía previsto recopilar datos a través de observaciones de la atmósfera de Júpiter, el campo magnético y datos de los principales satélites Ío y Europa. Galileo tuvo la oportunidad de analizar la atmósfera del gigante gaseoso y arrojar resultados de importancia capital en el entendimiento de Júpiter en cuanto a la composición química y las actividades meteorológicas, lo que provocó que los científicos puedan evitar alterar su búsqueda de respuestas sobre la formación del planeta, en este sentido elementos como neón, carbono, nitrógeno, de esta forma se evitó en cierto sentido seguir con las ideas que se tenían hasta ese momento.

Fuente:https://web.archive.org/web/20110721053820/http://solarsystem.nasa.gov/missions/docs/galileo-end.pdf#

Pedro Francisco Acosta Melo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *