Selam y el origen del bipedismo

Selam y el origen del bipedismo

La fecha: diciembre del año 2000. El lugar: la región de Dikika, en Etiopía.


Un equipo dirigido por el paleoantropólogo etíope Zeresenay Alemseged, desenterró los restos de un homínido, perteneciente a la especie Australopithecus afarensis, que consistieron en fragmentos de cráneo, huesos del cuello, omóplatos, costillas, y lo más sorprendente, la columna vertebral más completa que se haya encontrado de alguno de nuestros parientes cercanos.

Crédito de las imágenes: nationalgeographic.com.es y elpais.com

Lo llamaron “Selam” (“paz”, en idioma etíope amhárico); es también conocido como el “niño de Dikika” y tiene 3,3 millones de años.

En aquel tiempo, el Dr. Alemseged no quiso dar publicidad a su descubrimiento, ya que deseaba contar con mayor información y se abocó al estudio del espécimen. Necesitaba más datos del mismo, antes de poder presentarlo a la comunidad científica, lo que hizo en el año 2006, en una rueda de prensa.

La importancia del hallazgo de “Selam” sigue vigente 17 años después. ¿Por qué? Porque a través de él, se ha podido conocer mucho más sobre la historia de nuestra evolución y se ha logrado reconstruir un poco más la cronología de esta; todo esto gracias, no solo a que el suyo es el esqueleto más completo recuperado hasta la fecha (60%), sino también a su columna vertebral, que cuenta con una adaptación que le permitía caminar de manera erguida, lo que no se había visto antes en otros esqueletos tan antiguos, ni siquiera en Lucy, su congénere de 3 millones de años, de la que solo se tiene un 40% de su esqueleto.

Crédito de las imágenes: nationalgeographic.com.es y elpais.com

El estudio, publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS), muestra que la columna vertebral del niño de Dikika es similar a la humana y que sus vertebras son la única prueba (encontrada hasta ahora) de adaptaciones bípedas en una columna homínida antigua. 

Más información: 

Ward, C. V., Nalley, T. K., Spoor, F., Tafforeau, P., & Alemseged, Z. (2017). Thoracic vertebral count and thoracolumbar transition in Australopithecus afarensis. Proceedings of the National Academy of Sciences, 201702229.

Fuentes: 

Blakemore, Erin. Smithsonianmag. This 3,3 million year old hominin toddler was kind of like us. Recuperado de: http://www.smithsonianmag.com/smart-news/early-hominin-toddler-was-kind-us-180963424/ Fecha de consulta: 8 de junio de 2017

Holley, Peter. The Washington Post. Este niño de 3,3 millones de años tiene mucho para decir sobre la evolución humana. Publicado en Infobae: http://www.infobae.com/america/wapo/2017/06/07/este-nino-de-33-millones-de-anos-tiene-mucho-para-decir-sobre-la-evolucion-humana/ Fecha de consulta: 7 de junio de 2017

Nurse, Earl.CNN. How ethiopian scientist unearthed “world’s oldest child”. Recuperado de: http://edition.cnn.com/2013/05/31/world/africa/zeray-alemseged-selam-ethiopia/index.html Fecha de consulta: 8 de junio de 2017

Paula Aguilera