Día mundial de la Filosofía

Día mundial de la Filosofía

Es necesario que nos alejemos de la posverdad a partir del pensamiento crítico. Desde el Parlante queremos compartir este pensamiento con los amigos filósofos que siguen la página:

Parménides, amigo de Jenófanes nos legó un poema en su libro «Sobre la Naturaleza» en el que nos aclara de manera clara que el pensamiento filosófico y crítico no debe atender a los sentidos sino a la razón:

Sexto Empírico. Fuente Imagen: https://es.wikipedia.org/wiki/Sexto_Emp%C3%ADrico#/media/File:Sextus.jpg

«Escoltábanme lejos la yeguas que allí donde mi ánimo 
alcance me llevan, después que en su arrastre abocáronme 
a senda famosa de deidad, que conduce 
por todos los pueblos al hombre que sabe.

Por allí era llevado, si bien unas mozas marcaban la senda.
El eje en los bujes, que al rojo ya estaba, sonaba a siringa,
urgido en su giro por ambas dos ruedas a un lado y al otro, 
y en esto las mozas, que al Sol llaman padre, tomaron mi escolta en pos de la luz, por detrás el hogar de la Noche dejando, tras haberse quitado el cendal con sus manos de sobre la testa.

Allí de la Noche y el Día y sus sendas se encuentran las puertas, por pétreo lumbral enmarcadas y grueso dintel. En el éter están ubicadas y cubren el vano con grandes portones,
de los cuales la Justicia, la pródiga en penas, las llaves posee.
Así pues, las mozas, hablándole a esta con suaves palabras, 
convenciéronla hábiles, y ella en un vuelo el cerrojo 
a las puertas descorrió y el fiador.

Los portones entonces dejaron un hueco espacioso al abrirse, una vez que en sus cuencos giraron por turno
los quiciales broncíneos, con pernos de ajuste y clavijas cogidos. Por allí, a su través, las muchachas guiaban 
el carro y las yeguas camino adelante. 
Y la diosa acogióme benigna, en su mano mi mano 
tomó y dirigiéndome así la palabra decía:

<<Oh, doncel que acompañas a aurigas que son inmortales
y que llegas aquí a nuestra casa traído por yeguas,
salud; que ningún hado malo te hizo tomar esta senda
(pues de cierto que fuera se encuentra de rutas holladas por hombres), sino ley y justicia.

Preciso es que todo conózcaslo ahora, sea ya la Verdad bien creíble de núcleo inmutable, o ya sean las creencias mortales, que en ellas no hay convicción verdadera.

Pero debes tu mente apartar de indagar esta última vía,
ni te fuerce tampoco la mucha experiencia del hábito a hollarla
en ella poniendo tu ver desatento, tu oír resonante y tu lengua;
discierne, por contra, con juicio la práctica prueba
que yo te he propuesto>>.

Y ya sólo nos queda mención de una vía.

Parménides.

Sigamos la explicación realizada por Sexto Empírico:

Hipótesis sobre el año de nacimiento de Parménides y fecha de composición de su poema. Fuente imagen: https://es.wikipedia.org/wiki/Parm%C3%A9nides_de_Elea#/media/File:Timeline_Hypotesees_Parmenides_bitrh_and_composition.svg

«En estos versos Parménides quiere decir que «las yeguas que lo llevan» son los impulsos y apetitos irracionales del alma, y la «senda famosa de deidad» por la que marcha es la contemplación conforme a la razón filosófica, razón que, a modo de numen protector, conduce al conocimiento de todas las cosas.

«Las mozas» que lo guían son las sensaciones, de las cuales alude simbólicamente a las auditivas al decir «urgido en su giro por ambas ruedas», esto es, los oídos, a través de los cuales reciben el sonido, mientras que de las visuales dice «que al Sol llaman padre», que abandonan «el hogar de la Noche» y van «en pos de la luz», porque es imposible servirse de ellas sin luz. Y la referencia a «Justicia, la pródiga en penas», que «las llaves posee», indica la inteligencia, que conserva firmemente las aprehensiones de las cosas; ella, acogiéndolo, promete enseñarle estas dos cosas: «la Verdad bien creíble de núcleo inmutable», que es la base inamovible del conocimiento, y la otra «las creencias mortales, que en ellas no hay convicción verdadera», es decir, todo lo que está basado en la opinión, porque es inseguro. Y al final aclara aún más que no debemos atender a los sentidos sino a la razón.

La Escuela de Atenas. Rafael Sanzio. Fuente imagen: https://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/3/31/La_scuola_di_Atene.jpg

Fuente: Sexto Empírico, Contra los Dogmáticos. Gredos. 2012 págs. 106-109

Gabriel Ojeda

Informacion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *