El Parlante

Periódico Académico de Divulgación, Ciencia & Tecnología y Opinión de la Realidad Nacional, con óptica universitaria y patriótica.

Editorial

El gobierno se jacta de logros, mientras las familias de los secuestrados no reciben ninguna información

Hoy, 7 de noviembre de 2020, ya han pasado 60 días del secuestro del señor Oscar Denis, motivo por el cual, las hijas del ex vicepresidente de la República, convocaron a una conferencia de prensa como lo venían haciendo anteriormente.

Entre los puntos más destacados, resaltaron que hasta la fecha los órganos “competentes” de seguridad quienes, se supone, deberían haber avanzado, al menos, un peldaño en las investigaciones, no avanzaron en absolutamente nada. Es decir, resultado 0.

Fíjese, usted, estimado lector, que esta crítica por parte de la familia – los afectados directamente en el asunto – es fundamental y esencial para analizar y reflexionar sobre el verdadero interés que mostraron los gobiernos anteriores, y ni que decir, el actual, sobre los secuestrados, Edelio Morínigo, Félix Urbieta y Oscar Denis.

Fíjese, estimado lector, que el gobierno se jacta “del trabajo que vienen realizando silenciosamente”. “Ya los veníamos siguiendo a los secuestradores”, “Tenemos información que se sienten acorralados y están nerviosos”, “No pueden escapar porque están intimidados”, que pito, que flauta. Mucho contenido para resultados tan paupérrimos, y de plus, los autobombos y ruidos quedan viajando a través del eco, sin retumbar en ningún otro lado.

Como el tiempo ha demostrado que ningún organismo nacional ha dado resultados perceptibles y concretos, permitame, estimado lector, resaltar la importancia de entidades internacionales en estos casos, para llegar a resultados estratégicos y plausibles positivos ante el flagelo del terrorismo. Posiblemente, una ayuda por parte de los encargados de seguridad de otros gobiernos, sería una gran ayuda para estos casos.

Realmente es una pena que los investigadores del caso, no hayan tenido grandes avances – a pesar que ellos, repito, se siguen jactando de que «están haciendo un buen trabajo» -, y que el gobierno, claro está, solo utiliza estos eventos para desviar la atención sobre su capacidad real en seguridad interna y sobre su funcionamiento, en general, en todos los ámbitos.

Es indignante que 14.000.000 de dólares aes es lo que destina como presupuesto a la Fuerza de Tarea Conjunta, sin embargo, ese dinero no se utiliza de una manera eficaz, no se potencia lo que se debe potenciar. Sería un poco más justificable si, al menos, el dinero se utilizara para que el personal vaya al exterior a capacitarse con estrategas que realmente saben sobre el asunto, pero sé que mis anhelos son solo anhelos, ya que eso no va a pasar.

Lo único que podemos hacer es esperar y desear que los secuestrados aún sigan vivos y pronto regresen a sus hogares.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *