Guardaparques en Paraguay: Los Guerreros de la Selva

Guardaparques en Paraguay: Los Guerreros de la Selva

Edilio Suárez Fernández, oriundo de Bahía Negra, es guardaparques del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible (MADES), hace 5 años que se encuentra ejerciendo esta función, estuvo en varias áreas protegidas, las cuáles podemos citar: El Monumento Científico Moisés Bertoni, Parque Nacional Defensores del Chaco, Parque Nacional Ñacunday, Monumento Natural Cerro Kõi, Parque Nacional Caazapá, Parque Nacional Cerro Corá, y actualmente está cumpliendo sus funciones en el Parque Nacional Serranía San Luís.

En contacto con Edilio Suárez, él mismo accedió a responder preguntas* referentes a su labor de guardaparques, que le asegura a cada uno de los paraguayos seguir contando con el valioso recurso natural de los bosques.

¿Cuál es la función del guardaparque?

El rol del guardaparque es bastante versátil, no tenemos un trabajo específico pese a que realmente es nuestra labor la de salvaguardar los recursos naturales. Eso implica el monitoreo de fauna, hacer patrullas, brindar educación ambiental, el manejo de visitantes etc., pero además realizamos mantenimiento de la infraestructura del predio y los senderos.

¿Qué lo llevó al compromiso con la conservación de la biodiversidad?

Debido a que nací en una región boscosa, como es el Chaco pantanal, entonces crecí rodeado de bosques, animales y ríos. Desde mi niñez siempre aprecié a los animales y jugaba en el bosque, de esa manera creció ese sentimiento de amor y de respeto hacia la vida silvestre, apenas supe que habría vacancias para este trabajo, me postulé y en el 2014 oficialmente formé parte del grupo de guardaparques del MADES.

¿Qué habilidades y competencias son indispensables para desempeñar su función?

Para mí lo primordial para ser guardaparques, al menos en Paraguay, es ser todo terreno, saber hacer de todo, como saber usar varios utensilios (machetes, hachas, motosierras, palas, desmalezadoras), tener conocimiento de electricidad, plomería, en ocasiones hay que ser bombero, es decir, tener que estar capacitado para cualquier circunstancia que se presente, pero en cuanto a preparación académica, el requisito fundamental es contar con alguna especialidad técnica en áreas referentes al Medio Ambiente.

¿Qué capacitación y/o formación recibió o recibe?

Recibí hasta el momento 4 capacitaciones, 2 en el exterior y 2 en nuestro país, en el año 2016 fue mi primera capacitación en los EE.UU, la misma se trató sobre el manejo de Áreas Protegidas y el manejo de visitantes en las Áreas Protegidas, la segunda y tercera capacitación fue en el 2017 en nuestro país, fue una capacitación extensa, abarcaba varios temas como por ejemplo manejo de fauna y flora, y además tuve una capacitación en el Brasil.

¿Cuáles son los principales problemas a los que se ven enfrentados desempeñado su función de guardaparque?

Los principales problemas que nos enfrentamos los guardaparques son: la cacería furtiva, la tala de árboles, los incendios forestales, son las mayores problemáticas que enfrentan cada área, hay algunas áreas que tienen menos conflictos, pero también hay otras que presentan el doble de ellos.

Dentro de las Áreas Protegidas hay comunidades nativas, ¿cuál es la relación con ellas?

En el Parque Nacional Serranía San Luís, donde me encuentro actualmente no hay comunidades nativas, pero sí en las demás áreas protegidas donde me tocó cumplir mi función de guardaparques, y verdaderamente no hay ningún tipo de conflictos con los indígenas, más bien los mismos nos ayudan a proteger el bosque, representan un aliado más por el conocimiento del terreno, cabe destacar que los indígenas cuidan mucho el bosque.

¿Cómo es vivir en un Área Protegida o Parque Nacional?

Vivir en un Parque Nacional es maravilloso, estar rodeado de naturaleza, aire puro, estar en contacto con los animales, siempre te recarga mucho la energía, se siente la energía del ambiente, siento mucha conexión y mística con la naturaleza, pero para las personas que tienen familia y que no pueden estar con ellas, o para los guardaparques que, sí tienen hijos, es totalmente un desarraigo, es más complicado debido a que nosotros trabajamos 22 días y contamos con 8 días libres, así es que en un mes están solamente 8 con su familia, de ese lado es un poco difícil.

Cada día aumentan las actividades ilícitas en Áreas Protegidas (rollotráfico, y el incremento de la deforestación para cultivo de marihuana), es un ambiente de peligro que arriesga sus vidas. ¿se garantizan los derechos laborales estipulados en la Ley 352/94 de Áreas Silvestres Protegidas, o Ley de Guardaparques?

Te seré honesto, no se cuenta con las garantías, con las condiciones de lidiar, por lo menos con la plantación ilegal de marihuana, con los otros puntos mencionados sí hacemos lo que podemos, nosotros los guardaparques del MADES somos más diplomáticos, tratamos de conversar, hablamos, —obviamente que actuamos—, siempre entramos bien preparados a la patrulla, portando las armas reglamentarias, pero nunca hacemos un disparo a la primera. El protocolo es altear, conversar con ellos y tratar de extraer toda la información posible, todo depende en qué situación esté, si está realizando una infracción muy grave como la tala de árboles, esa situación no es para entablar conversación sino que procedemos directamente, lo capturamos, lo llevamos a la Comisaria, y posteriormente a la Fiscalía, cabe destacar que contamos con la ayuda de la policía. Además, vale la pena mencionar que se está tratando la modificación de la ley 352/94, justamente para que tengamos más resguardo y más apoyo de nuestras instituciones para contar también con las mejores herramientas de tal manera a lidiar con éstas amenazas de forma más efectiva.

¿Conoce por qué se estableció el 7 de febrero como Día Nacional del Guardaparque?

El 7 de febrero se conmemora la muerte del guardaparques de la Reserva Natural del Bosque Mbaracayú, Bruno Chevugi, fue un nativo de la parcialidad aché, que se desempeñaba como guardabosques de la Fundación Moisés Bertoni, al mismo lo asesinaron cuando realizaba un patrullaje junto con sus compañeros, el 6 de febrero de 2013, unos cazadores furtivos abrieron fuego contra los mismos, debido a ese lamentable hecho se brinda homenaje en esa fecha para rendir honor a su nombre.

¿Es suficiente la cantidad de guardaparques que existen para cubrir las hectáreas de Áreas Protegidas en Paraguay?

Tenemos aproximadamente 3 millones de hectáreas de Áreas Protegidas y eso llega a ser el 10 % de todo el territorio y somos 60 guardaparques para esa cantidad, en total somos 100 guardaparques, de los cuales 60 forman parte del MADES y el restante de 40, los que pertenecen a instituciones privadas, dependientes de Organizaciones no Gubernamentales (ONG), eso sería un aproximado, no tengo la cantidad precisa. Lo que sería una sugerencia o de mucha necesidad es contar con más apoyo de las instituciones encargadas de las áreas, en este caso el MADES, y también mayor número de guardaparques, más equipamiento, para que podamos cumplir mejor nuestras funciones, la lista es larga, pero por mencionarte, los más importantes, te he citado algunas de ellas que son las de mayor necesidad actualmente.

*Vía WhatsApp.

Nancy Benítez Molinas

3 comentarios en «Guardaparques en Paraguay: Los Guerreros de la Selva»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.