Pilares del Brit-Pop

!Comparte!

Una de las bandas “íconos” del Brit-Pop sin lugar a dudas fue SUEDE, opacada tal vez por el éxito que tuvieron OASIS y BLUR, con su tan promocionada batalla de bandas, y en menor medida PULP.

La historia de de este grupo es un caso apasionante, que en realidad sería la historia no de una banda sino de “muchos” Suede, que a excepción de la permanente presencia del líder indiscutido de la banda Brett Anderson fue constantemente cambiando de integrantes a lo largo de su carrera, que fueron variando su sonido. Suede es un grupo de rock inglés formado en 1989.

En Estados Unidos fueron conocidos como The London Suede, puesto que su nombre original ya estaba registrado en ese país. Otra de las curiosidades es que la banda llegó a ser importante dentro del Reino Unido mucho antes de sacar su primer material discográfico, realizando conciertos y apareciendo en programas de televisión, conquistando una buena base de seguidores fieles al grupo comandando por Anderson. Pero bueno, dentro del movimiento brit-pop no representa esa parte más glam estilo Bowie sino que era un de un estilo curioso dentro del movimiento Brit-Pop.

Muzikalia.com

Yéndonos a los inicios, comienza con Brett Anderson como cantante principal y su pareja la ahora artista en pintura en abstracto Justine Elinor Frischmann, relación que se vio rota no solo por la decisión de Frischmann de dejar la banda, para formar su propia agrupación ´´Elástica´´ sino para mantener una relación sentimental con el ex amigo de Anderson, Damon Alban de los Blur, creando con ello uno de los cotilleos de la escena. Igualmente con la colaboración de Frischmann nunca llegó a consolidarse en la escena.

En 1991 gente como Morrissey o Siuoxie ya hablaban positivamente de su música, quienes aparecían en revistas y programas alentando el potencial que ya tenían, llegando a ser portada de importantes revistas de Rock como “Time Out” y “Melody Maker” del Reino Unido sin ni siquiera haber tenido un solo disco, hecho que no fue repetido por ninguna otra banda o solista, llegó a ser invitada a tocar en varios premios sin contar con material discográfico, llegando a ser el año 1991 de ascenso meteórico para la carrera de Suede, logrando firmar su primer contrato discográfico con el sello independiente Nude Records.

En 1992 aparecen tocando en vivo en el legendario programa de la BBC “Top of the Pops” todavía sin sacar su primer álbum. A partir de esa portada en el magazine Melody Maker muchos sellos se interesaron en la agrupación, como la mismísima Sony Record, quienes no pudieron adquirir el pase de la banda ni tampoco absorber a la orgullosa Nude Record que le daba toda la libertad creativa que necesitaban, de hecho, trabajaron con Nude Record hasta la desaparición del sello.

En 1993, lanzaron su primer álbum, sin embargo, la banda ya era conocida hace más de dos años por todo el Reino Unido y colapsa el Reino Unido, que llegó a decirse que fue el disco debut que más expectación tuvo desde ´´Never Mind the Bollocks´´ de los Sex Pistols.

Entra en los charts británicos como el Nro. 1, se escucha en toda Europa, se escucha en los Estados Unidos, tiene muchísimo éxito; “So Young”, “Animal Nitrate” o “The drowners” se escuchan en todas las radios, tienen records de ventas, y para los especialistas en música es considerado uno de los lanzamientos más importantes de la historia en el Reino Unido.

Grandísimo reconocimiento de la crítica que grupos como Blur no lo habían logrado con su primer álbum “Lisure” si lo logró Suede con su opera prima. Posiblemente era “la niña bonita” de los medios británicos en el 93, sacaban no sólo su primer disco, en marzo de ese año, sino que en abril, eran protagonistas de una de las míticas portadas en la revista “Select” que prácticamente hizo conocido al movimiento en todo el mundo.

Ya no solo actuaban en los premios de música sino que los ganaban, como el “Mercury Price” y ya no pararían. En 1994, sale al mercado el segundo álbum que constituye una segunda revolución: “Dog Man Star” con potentes temas como “We Are the Pigs”, “New Generation” y “The Wild Ones”, clásicos de la banda.

“Dog Man Star” es un disco importantísimo, no solo por lo que representó en el mercado, sino para entender a la banda, ya que a partir de este álbum se producen importantes cambios de alineación de integrantes, siendo la ida del guitarrista Bernard Buttler la más notoria; además “Dog Man Star” fue una apuesta arriesgada, siendo un disco mucho más profundo, mucho más oscuro, lanzado en una coyuntura de bandas contemporáneas que hacían música disco, haciendo prácticamente todo lo posible para escapar a esos elementos que les darían éxito masivos, con líricas cargadas de alto contenido intimista, y hasta escandalosos, en ciertos casos.

elmundo.es

Era un álbum completamente minoritario. Sin embargo, la crítica alucinó, siendo reverenciado y es uno de los más recordados y favoritos entre los fans. Si bien no superó el record de ventas de su primer material discográfico, fue el que igualmente, tuvo buena venta y muy escuchado.
“Dog Man Star” sin dudas, es el álbum favorito de los críticos, a pesar, de no lograr el éxito de su primer trabajo. Suede se estaba revelando para no ser un objeto de consumo masivo, más preocupados en llenarse a sí mismos musicalmente, y llenar sus inquietudes musicales, antes que tener un grandísimo éxito.

Entraron a los estudios a grabar, sin saber, que serían sesiones de las más complicadas y terribles de sus carreras como artistas, terminando con la expulsión de Buttler, a quien no dejaron volver a ingresar a la sala de grabación. Buttler quien fuera figura clave en el sonido de la banda en su primer álbum se iba. Asimismo, tuvieron muchos problemas con su productor Ed Buller, figura importantísima en el Brit-Pop de los 90´s.

Tras el lanzamiento de “Dog Man Star” y el tercer álbum denominado “Coming Up”, el estilo de la banda cambió a un “Brit-pop Glam”, resintiéndose bastante el sonido característico; tras la salida de Buttler, musicalmente, quedaban, bastante huérfanos, supliéndose su ausencia, con gente de apoyo que no terminaba de “cuajar” en el estilo de Suede.

Los problemas de adicción a la heroína de Brett Anderson eran muy importantes, se debían tomar medidas correctivas trascendentales para seguir con el proyecto. Así, el grupo, entre 1994 y 1995 tuvo que pasar por diversas situaciones complejas.

Sin embargo, por esta época, entra gente nueva que incorpora teclados y sintetizadores, dándole así, un sonido fresco, con un ambiente distinto. El ingreso del joven guitarrista Neil Codling, traería ideas muy modernas y elementales para aportarle el gran hándicap que necesitaba la banda y que representó el álbum “Coming Up” de 1996.

El disco fue un éxito, y llevaría a cinco de sus singles, a los primeros diez lugares de los Charts británicos, marcando un tono distinto a su predecesor “Dog Man Star”. Siendo un disco más pop con muchas melodías y riff memorables, podemos referirnos a verdaderas joyas dentro del estilo como “Trash”, “Lazy” “Beautiful ones” o “Saturday Nith”.

El País.

En el año 2000 “Coming Up” ocupó el puesto 96 de los 100 mejores discos de la historia de la música británica, según la revista “Q Magazine”.

Suede fue una de las bandas que más le ha costado salir del Brit-Pop, que ya era un movimiento muerto en 1997, a pesar de ello, continúo con una prolífica discografía destacándose entre ellas “Sci Fi Lullabies” de 1997 y “Head Music” de 1999.

En el nuevo milenio y con un sonido más alternativos tenemos “A New Morning” del 2000, Singles del 2003, “Blood sports” del 2013, “Nitgh Thoughts” de 2016 y “The Blue Hour” de 2018.

Así que, ¿qué esperás para darte el lujo de escuchar buena música, en este domingo caluroso, que te refresque los sentidos y te transporte a ese espacio extramundano, disfrutando con una rica y fría cerveza y en buena compañía?

Yo ya lo estoy haciendo.

Fuentes: Music Radar, Select, Time Out y Wiki.


!Comparte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *