El Parlante

Periódico Académico de Divulgación, Ciencia & Tecnología y Opinión de la Realidad Nacional, con óptica universitaria y patriótica.

Actualidad Opinión Realidad Nacional

Una bomba de tiempo…

Lo sucedido ayer en la Agrupación Especializada de la Policía Nacional, donde Marcelo Piloto, narcotraficante brasileño, asesinó a una mujer de 18 años con un cuchillo de cocina, es digno de un guión cinematográfico, de una serie de netflix o algo de esa índole; el hecho de que sea un hecho real y haya acontecido en nuestro país, es una situación alarmante para nuestra soberanía.

Marcelo Piloto, buscaba a toda costa no ser extraditado al Brasil y parece que la vida de una joven, con muchos sueños por delante, era el precio a pagar para quedarse, y como era de esperarse, ni se inmutó para hacerlo.

Este hecho en sí, también nos deja en alerta sobre la incompetencia de la Policía Nacional, y sobre cómo esta noticia, puede repercutir internacionalmente de manera muy negativa en las altas esferas gubernamentales y en la imagen país.

Brasil, con Bolsonaro a la cabeza, plantea una ferviente lucha contra el crimen organizado y ahí, queramos o no, entramos al juego.

Se me viene a la mente una pregunta con una respuesta que sé perfectamente cuál es, y es justamente eso, lo que me preocupa.

¿A qué país irán a refugiarse los líderes del Crimen Organizado?, y si, la respuesta parece ser obvia: Paraguay.

Atendiendo a la rosca corrupta que está a cargo de nuestra seguridad como ciudadanos y a qué en este país, el control de quién entra y quién sale, es casi nulo, estamos ante una verdadera bomba de tiempo, que si no se atiende con celeridad y la mayor de las atenciones, será muy perjudicial para el curso normal de la República.

Ahora mismo, solo nos queda esperar para ver que caminos decide tomar el ejecutivo, encabezado por Mario Abdo Benítez, presidente de la República. En su primera acción, ha destituido al comandante y sub-comandante de la Policía Nacional, a mi parecer, medidas insuficientes. El cambio debe ser más profundo, para lo cual, deberá tomar decisiones trascendentales en los próximos meses.

¿Qué hará el «Gobierno de la Gente» para garantizar la seguridad del pueblo?; parece ser una pregunta que sólo el tiempo responderá. Mientras tanto, el ciudadano común paraguayo, deberá estar enfrascado en una lucha sin cuartel entre narcos, policías buenos, terrorismo, políticos sin escrúpulos, delincuentes sin castigo y fuerzas del orden, (sin el verdadero armamento mínimo, con el que puedan combatir el crimen organizado y con salarios paupérrimos).

Los paraguayos, estamos ante este difícil escenario, completamente desarmados.

DEJA UNA RESPUESTA

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *